viernes, 26 de febrero de 2016

Mi Historia: Parte 1

¿Alguna vez han cometido estupideces por un hombre o una mujer? ¿Perdiste el orgullo por reconciliarte con alguien? ¿Has amado con locura? ¿Has perdido la confianza en alguien? 

Creo que la respuesta en su mayoría seria”Si”. 

Hoy quiero compartirles mi historia, no porque quiera que sientan lastima por mí, si no porque necesito sacarme todos estos sentimientos, esperando que ustedes me puedan entender, dándome concejos, o simplemente leyéndolo. 

Quisiera resumirlo lo más que se pueda, pero siendo honesta prefiero que ustedes entiendan toda la historia y no solo lo bueno o lo malo. 

Cerca de 4 años entre a la Universidad, realmente no sabía que esperar el primer día de clases, tenía muchos nervios y creí que la Universidad sería muy difícil  , pero afortunadamente conocí a una persona, la cual se convertiría en mi mejor amiga o en lo que se supondría que debería ser, la cual llamaremos María. 

Compartí muchos momentos especiales con ella, pero algo que nos cambio como personas, uniéndonos más, fue irnos de intercambio a otro país. En  esos 5 meses y medio pudimos conocernos hasta tal punto de comunicarnos sin hablar. 

Les quiero confesar que soy una persona que se guarda muchos los sentimientos, podre reír sin parar, podre llorar con desesperación, pero no siempre hablare de lo que me aflige. Son pocas las personas que se han ganado mi confianza. Así que en ese viaje de 5 meses, creí que era un buen momento para abrirme con mi supuesta mejor amiga. 

Pero el destino no siempre es como lo planeamos…

Al regresar de nuevo a mi país, empezar de nuevo la Universidad, las cosas cambiaron. Realmente no entiendo el “por que” simplemente las cosas ya no eran como antes, no se si por el hecho de haber madurado un poco con ese viaje cambiando como personas. 

Empezamos las clases y se sentía todo diferente, no encontrábamos tema de que hablar, algo super raro ya que antes no parábamos de hablar, conversando 2 o 3 temas a la misma vez. 

Con el comienzo de un nuevo año, empecé a conocer a diferentes personas, en ellas un chico el cual llamaremos Jorge (aclaro que no es su verdadero nombre, pero no se me hacia correcto involucrar nombres verdaderos). Jorge fue un chico que conocí en Ingles, y el va en la misma carrera que yo pero una generación abajo. Las cosas con Jorge fueron sucediendo muy rápido, empezamos platicando en todo momento, salíamos juntos, y los momentos con él eran increíbles. 

Pero aclaro esta, que con el distanciamiento que tenia con María, no se lo había dicho a ella. Quizás una de  las razones fue el no darme la suficiente confianza. Al final tuve que decirle, ya que ella se estaba haciendo ideas de que yo estaba quedando con otro chico. Pero siendo honesta, se lo dije para que no pensara cosas que no eran, no porque yo quería. 

En fin, las cosas con Jorge iban avanzado a un buen ritmo, empezó a juntarlo con mis amigos y las pláticas hasta altas horas en la noche continuaban. 

Sin embargo en todo ese tiempo no había ningún avance amoroso, hasta que fue semana santa. 
A nosotros en la Universidad, nos dieron solo una semana de vacaciones, la cual me pare muy bien. Pero antes de esta semana, los profesores tuvieron la gran idea de encargar trabajos y proyectos que deberían ser entregados en el regreso de semana santa.  Mis padres querían que me fuera de vacaciones con ellos, pero tuve que declinar por la tarea :( , dejándome la casa sola. 

Toda esa semana mis amigos (incluyendo a Jorge) salíamos, pero un jueves tuvimos la idea de hacer una pijamada en mi casa.  Al principio creíamos que iban a ir mas personas, pero al final solo terminamos siento 4, siendo Jorge uno de ellos. 

La verdad no esperaba que pasara algo en la fiesta, pero el alcohol fue un potenciador para esa noche. 
Sin alargarlo, esa noche Jorge y yo nos besamos, mis recuerdos de ese momento no son muy claros, pero lo  poco que recuerdo es que nos estábamos besando en el sillón de mi sala. Al día siguiente yo no sabía si ese recuerdo era real o un producto de mi imaginación, pero lo que si sabía es que me había quedado dormida en el sillón y Jorge también.

En el transcurso de este día, actuamos normal o en lo que cabe. Pero nunca hubo oportunidad de aclarar las cosas, porque no estuvimos solos. 

Los siguientes días, era una tortura, porque no sabía realmente si había pasado o no, así que decidí preguntarle. 

Creo que un error que cometí fue la manera de preguntarle, en primera se lo dije por un whats app, en segunda al parecer el tampoco recordaba, según había bebido mucho. Cosa que no creo por que Jorge es muy aguantador con el alcohol y esa noche no habíamos tomado taaanto para que el no pudiera recordad. Así que hice lo que toda mujer con orgullo pudo haber hecho, lo tome como indirecta a que había sido un error y él no quería hablarlo. 

Pero el mayor error que pudimos haber hecho fue no hablarlo. Ya que después de eso todo se fue al carajo. 

Hasta aquí terminare de contarles, ya que no quiero que la entrada sea demasiado larga. Pero no se preocupen que muy pronto seguiré con la continuación. 
Por favor dejen sus comentarios y estén al pendiente de la segunda parte. 
Saludos
Elvira Ramos. 

2 comentarios :

  1. Omg, parece historia de libro. Sí, estoy segura que la mayoría hemos pasado por cosas como esa, y uno con unos tragos de más puede hacer muchas cosas de las que quizá luego se arrepiente :s

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja si parece una novela, y claro esta el alcohol hace que hagamos cosas que no queramos.
      Gracias por tu comentario!!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...